Mediante el uso del cabezal unipolar y del cabezal bipolar, Accent permite la penetración profunda y controlada de la Radiofrecuencia.
La RF bipolar produce un calentamiento gradual de la piel, actuando principalmente sobre las fibras existentes de colágeno, fortaleciéndolas y produciéndose en la piel un efecto llamado colagenogénesis (formación de nuevo colágeno), creando el efecto de contracción de la piel, y por lo tanto reduciendo la flacidez.
La aplicación de RF Unipolar acelera el metabolismo de la célula grasa, produciendo una disminución en el tamaño de la misma. El especialista, tras aplicar un aceite en la zona elegida, pasa un cabezal que se mueve constantemente hasta que la temperatura de la piel alcanza los 40 a 42 grados.

¿Cómo se siente el tratamiento?

Se sentirá un calentamiento gradual en la piel que irá en aumento sin llegar a ser doloroso. La popularidad de esta técnica se debe a la velocidad de operación y al resultado obtenido tanto en hombres como en mujeres, sin necesidad de cirugías, ni tratamientos dolorosos.

¿Qué zonas pueden tratarse?

Podrán tratarse tanto cara, cuello y escote, en tratamientos faciales; como brazos, abdomen, flancos, glúteos y piernas, en corporales.

¿Cuánto dura?

Depende de la zona a tratar, puede ir desde 10/15 minutos a mas de una hora por sesión. Se recomiendan de 4 a 6 sesiones espaciadas cada 20/30 días una de otra, aunque en todos los casos será su médico quien lo determine.

Tratamiento Corporal

Con Accent se mejora de manera inmediata la apariencia de la piel. Sin flacidez y sin celulitis, de manera totalmente indolora y sin tratamientos invasivos. Con Accent es posible tratar la flacidez de distintas partes del cuerpo, producto de la edad, embarazos y la pérdida o ganancia repentina de peso.
Con la tecnología Accent pueden tratarse: brazos, abdomen, flancos, glúteos y piernas.

Tratamiento Facial

Accent es útil para lograr la contracción de la piel y definir el óvalo del rostro al levantar los pómulos y las cejas. Mejora la papada y remodela el contorno de los ojos.